Home » » El Camino a Cos

El Camino a Cos


Los caminos de la Contratierra. polovorientos y llenos de paisajes impresionantes tienen para mi una belleza hasta hoy no admirada por esta kajira....

Mi primer viaje, hasta la cuidad de Port_kar, para ser subastada lo hice en una jaula , recién atrapada, sin entender el lenguaje desconocido de mis captores, encadenada a los barrotes, horrorizada y atemorizada por un futuro incierto,pero de eso hacen muchos enhs, Tengo sino tristes recuerdo de ese viaje, hasta su termino, cuando unos oscuros ojos se encontraron con los mios y fue rescatada del horror por el Esclavista que me había comprado, que me enseño Su Mundo y creo a esta kajira.

Ahora , despues de largos años hago el mismo recorrido a la inversa,unida a la caravana del mismo esclavista, con mis kamisk de piel, fuerte para resistir la intemperie y un zurrón en mi hombro,caminando por las llanuras goreanas
La caravana viaja a Cos, en busca de las mejores piezas de animales humanos para las tarimas de la cuidad.
Me ha hecho mucho bien dormir a la intemperie,mirar las tres lunas en su viaje por el cielo,contar las estrellas mientras , cubierta con una piel trato de acomodarme bajo un carro, estoy mas bronceada, mas fuerte,el aire de las las llanuras me llena de energía,que lejos esta la seda negra consentida de los salones del Ubar,nececitaba salir de esa corte de intrigas, dejar las lágrimas y el sufrimiento y..pensar.
Al atardecer. cuando la caravana de detiene y el campo se puebla de tiendas, se encienden la fogatas, comienzan las risas, y la música, y los bailes de las kajirae recién adquiridas para el deleite de los guardias.
Cuidar del fuego, servir la comida a los hombres de la caravana, alimentar a las kailas, ir por agua, para caer rendida despues de un dia de caminar bajo el sol,con una bota colgada al hombro ofreciendo agua a los kajiri(esclavos), sudorosos y por el peso de las mercancías que cargan.

El Amo de la caravana no me a visto, he procurado mantenerme invisible a sus ojos, secretamente huí de los salones del Ubar, y se que su mano seria implacable en el castigo.Lo veo de lejos discutiendo el precio de una kajira, con las mangas arre mangadas marcando a fuego con su propia mano las esclavas recién capturadas, y por la noche la luz en su tienda, cuando pluma y pergamino en mano se entrega a su cálculos.

Hoy, mientras limpiaba la bosta de las kailas escuche a los Hombres de rumores de guerras en la cuidad, un nuevo gobernante...de pronto el látigo azoto mi muslo:

_A lo tuyo, sleen¡¡¡

Me aleje presurosa, sin poder escuchar mas.
A una señal, del Esclavista, adelante de todos, montado en su kaila, de cuyo arnés llevaba sujeta una muchacha,a la que tiraba de su cuello con una cuerda, la caravana reanudo su marcha...
Con un suspiro enderece mi espalda, sacudí mis oscuros rizos y sonreí.

Adelante, que los RRSS nos guien.
 
Support : Copyright © 2015. tierraverde plantemosarboles - All Rights Reserved